¿Cómo funciona un datáfono? ¿Qué es un datáfono móvil? - Gaztenpresa

¿Cómo funciona un datáfono? ¿Qué es un datáfono móvil?

Un datafono es un dispositivo que, instalado en un establecimiento comercial o tienda, permite cobrar a sus clientes (por red telefónica, o IP vía GSM, GPRS, Wi-Fi, etc.) mediante tarjeta de crédito o débito. Normalmente el datáfono de un comercio es proporcionado por el banco con el que trabaja. Si trabajas con Laboral Kutxa, puedes solicitarlo en cualquiera de sus oficinas.  Los datafonos, también llamados de manera genérica TPV, cuentan con un teclado, una pequeña impresora, un lector de la banda magnética de las tarjetas, un chip y un software para gestionar la operativa de venta y el protocolo de comunicaciones. Habitualmente utiliza el servicio de transmisión de datos por vía telefónica.

Ventajas del uso del datáfono La principal ventaja de un datáfono es la comodidad de pagar utilizando este sistema en el que la entidad financiera abona directamente el importe de las ventas que se hayan efectuado con tarjetas. Por otro lado, un datáfono nos confiere seguridad, ya que disminuye la cantidad de efectivo en el comercio y por ende, el riesgo de robos. Por último, un datáfono nos da un mejor servicio, al facilitar a los clientes poseedores de tarjetas, que puedan aprovecharse de las ventajas que estas ofrecen: no tener la necesidad de llevar dinero en efectivo, realizar compras con pago aplazado o realizar compras a crédito, etc… Hay que tener en cuenta que a nivel nacional el número de tarjetas de pago en circulación se sitúa por encima de los 75 millones de unidades y que más de 2.000 millones de transacciones se realizan utilizando este mecanismo de pago.

Datáfonos móviles Entre los más de 1,5 millones de datáfonos instalados en comercios y empresas, desde hace un tiempo han empezado a ser habituales los datáfonos inalámbricos y los móviles o GPRS. Estos últimos no se conectan a la línea de teléfono fija, sino que llevan incorporada una tarjeta SIM de un operador de telefonía móvil, conectándose como tal cuando se quiere realizar la gestión de los datos de cobro. De esta manera se supera el principal inconveniente que suelen presentar los datáfonos tradicionales: éstos suelen estar conectados a la línea fija de teléfono, de manera que cuando se hace una operación con él, realiza una llamada para comunicar con el servidor del banco. Esto tiene dos efectos colaterales: cuando se está haciendo esa comunicación no se puede ni hacer ni recibir llamadas (ni por tanto no se puede usar el datáfono si se está hablando por teléfono), y además esas conexiones las paga el comercio. Además, los datáfonos móviles permiten superar la escasa movilidad de los datáfonos tradicionales, los cuales al estar conectados por cable impedía acercarlo al cliente, con lo que en algunos negocios, éste perdía de vista su tarjeta de crédito. Estos datáfonos son de gran utilidad para realizar cobros de manera cómoda allí donde se encuentre el cliente. Por ejemplo, para venta ambulante, ferias, cobro en terrazas y veladores o asistencia técnica en el domicilio del cliente. Te recordamos que si estás pensando en montar un negocio, desde Gaztenpresa te podemos ayudar con el plan de negocio y asesorarte en todos los pasos que necesites. Para más información puedes ponerte en contacto con nosotros a través de nuestra web.

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

SUSCRÍBETE

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?